• Latest News

    jueves, 9 de mayo de 2019

    Patri Gavira: "Disfrutar con lo que se hace,es la clave del éxito de este equipo."

    FOTO cedida por la jugadora Patri Gavira
    En esta ocasión entrevistamos a una de las centrales (aunque su posición era mediocentro) del equipo revelación, un año más, el UDG Tenerife, hablamos con Patri Gavira.

    A la gaditana de 30 años recién cumplidos, le corre el deporte por las venas, ya que su pasión por este se la inculcaron sus padres y ahora la comparte con su hermano,quien también compite en la élite, aunque sea un deporte minoritario como es el Voley Playa. 

    Patri recuerda sus comienzos en el fútbol como dulces. Tiene una particular trayectoria en sus inicios, algo que podréis descubrir a lo largo de la entrevista. "Comenzó" su andadura en el Málaga, aunque a la élite llegó con el Sevilla, donde fue todo muy rápido y vivió grandes momentos en un período corto de tiempo como nos contará ella. Tras sus 3 temporadas en el Sevilla, fichó por el Sporting Huelva, donde también vivió grandes e importantes momentos, como fue la histórica consecución de La Copa de la Reina en la temporada 15/16, donde fue capitana de barco. Aquí llevó a cabo su trabajo de preparadora física en el equipo, con el de futbolista, hecho que la llevó a cambiar de aires por el cansancio que suponía compaginar y a la vez tener que tratar de separar trabajo-fútbol, y tomar rumbo a Tenerife, donde lleva 3 temporadas en las cuales, el conjunto canario está siendo una sorpresa constante.

    Hablamos con ella del equipo, la temporada, la Liga, los avances, su trayectoria. Una persona sincera, sencilla, risueña, a quien le apasiona lo que hace dentro y fuera del terreno de juego. 

    Buenas tardes Patri, lo primero, enhorabuena por esa 4ª plaza lograda venciendo además en casa la Barcelona. Imagino que se habrán superado los objetivos de la temporada al veros superadas solamente por equipos con plantillas muy reforzadas.

    Buenas Tardes y gracias. Gracias por valorar el esfuerzo que hace esta plantilla para mantenerse arriba entre los mejores.

    Desde un principio los objetivos están claros. Comenzamos intentando cumplir el primer objetivo que es mantener la categoría, la cual cada vez está más competida. Y a partir de ahí, competirle a todos los equipos para quedar lo más arriba posible en la clasificación, igualar lo realizado en temporadas anteriores o incluso mejorarlo aunque sea en números (número de puntos, goles encajados, partidos ganados…) sabiendo que en clasificación resulta difícil pero no imposible.

    Ahora mismo estás viviendo un momento dulce, pero cuéntanos, ¿cómo fueron tus inicios en el fútbol? Tu llegada a la élite fue curiosa, háblanos de ese momento. ¿Qué cambios ves de cuando empezaste a la actualidad, cuando comienzan las niñas?

    Podríamos decir que mis inicios con este deporte también fueron dulces, porque para cualquier niño o niña jugar al deporte que le gusta es bonito. Me inicié con amigos del pueblo y con mi hermano. Estaba federada en el club de mi pueblo “Taraguilla” hasta los 11 años aproximadamente, una vez ahí, dejé este deporte para iniciarme en otros, entre ellos el voleibol. Principalmente porque no existía equipos de niñas.

    Fue a los 21 años cuando puedo decir que volví al deporte que siempre amé. Estaba estudiando en Málaga, donde residía en ese momento por estudios y por encontrarme en el equipo universitario de Voleibol.

    Comencé con los universitarios de Futbol-7 y futbol sala y fue cuando, por echar las tardes, entrenaba en un equipo de provincial de Alhaurin de la Torre. Ese mismo año, el Málaga que militaba en primera división me llamó pero finalmente decidí terminar la temporada con mi equipo de provincial.

    Aterricé en Sevilla y fue mi padre, el que me animó a presentarme en el Sevilla FC para pedir una prueba o poder entrenar con ellas (obviamente me costó porque pasé bastante vergüenza, presentándome allí con una bolsa y unas botas jejeje). Me dijeron que me quedara en el equipo provincial del Sevilla FC y ese mismo año tuve la suerte de subir con el primer equipo y debutar en un partido en Superliga, cómo así se llamaba para entonces.

    A partir de ahí fue cuando me llamaron desde Huelva y posteriormente desde Tenerife.

    FOTO: www.atleticodemadrid.com
    Actualmente, vivimos en una evolución ascendente con respecto al FUTFEM. Cada vez son más las niñas que se dedican a este deporte y comienzan a verlo como un futuro profesional. Cada vez son más los equipos que cuentan con una cantera femenina permitiendo mayores oportunidades e incluso favoreciendo el trabajo desde la base, lo que hará que el fútbol femenino en España crezca y gane calidad.

    El equipo con el cual llegaste a la élite fue el Sevilla FC. ¿Qué recuerdo guardas de esos momentos? ¿Qué significó para ti el alcanzar el máximo nivel futbolístico?

    Pues hubo momentos de todo tipo. Desde la incredulidad de poder debutar en mi primer año en Sevilla en Primera División, desde el amargo descenso del equipo a la segunda división, a la alegría de poder consolidarme en la segunda división y disfrutar de un ascenso y devolver al equipo de nuevo dónde me lo encontré, en primera división.

    Has pasado por las filas de Málaga, Sevilla, Sporting Huelva y actualmente Tenerife Granadilla. En cada etapa has vivido momentos diversos. Cuéntanos qué te ha aportado cada etapa.

    En Málaga, aprendí que sentirte importante en un sitio hace que la balanza se incline más hacia el lugar dónde estás, cumpliendo con tu propia palabra y sintiéndote bien con tus principios, aunque me pudieran llegar ofertas mejores en ese momento.

    Cuando llegué a Sevilla, me encontré con un grupo de personas increíbles a las cuales hoy considero amigas y que me hicieron adaptarme tanto a nivel deportivo como personal. A nivel deportivo me quedo con el ascenso a 1ª división y sobretodo con mi madurez futbolística. A nivel personal, son muchas personas las que me llevo y las que tengo en Sevilla.

    Fue entonces cuando llegue a Huelva y pude disfrutar de dos de mis profesiones: futbolista y preparadora física de un equipo de primera división. Fue un reto difícil pero muy fructífero que me hizo crecer como futbolista y como persona. Me siento muy afortunada de las personas que me he ido encontrando por mi camino. En Huelva, pienso que no sólo fue un aprendizaje propio, sino que aprendió todo el FUTFEM que no importan los presupuestos para cumplir sueños, sino lo que tú creas que puedas llegar a conseguir. Fue una copa de la Reina para no olvidar jamás. 

    Y actualmente, me encuentro en mi tercera temporada en el Granadilla Egatesa, disfrutando del fútbol, de mi trabajo, de la isla y de su gente, que es maravillosa.

    Militaste en las filas del Sporting Huelva tal vez, en sus mejores años y portando el brazalete. Ahí lograste una histórica Copa de la Reina, ¿cómo recuerdas ese momento? ¿Cómo lo viviste?

    Así lo definiría El día que David venció a Goliat.

    Nuestro objetivo se cumplió el día que nos clasificamos como el último equipo que cerraba la clasificación para disputar la Copa de la Reina. A partir de ahí, el grupo comenzó a combatir cada partido como si del último se tratase, porque en teoría así debía ser, éramos la cenicienta de la competición. Pero rompimos con las estadísticas, y nos proclamamos
    FOTO: www.as.com
    campeonas de la Copa de la Reina.

    Lo que más recuerdo es la alegría de mis compañeras, del cuerpo técnico de Manoli, de Antonio. Fue una recompensa al esfuerzo y el trabajo de toda una ciudad.





    Cambiaste de aires dejando la Península para irte a las Islas en la 16/17, ¿qué te atrajo del proyecto del Tenerife Granadilla?

    Necesitaba cambiar de aires. Aunque me apasionaba lo que hacía en Huelva. Eran 3 temporadas siendo preparadora física y jugadora de un club y me encontraba algo saturada y cansada físicamente con ese trabajo. Considero que no era nada fácil planificar, trasladarlo al campo y desarrollarlo como una jugadora más.

    Fue entonces cuando me llamo Sergio para hablarme del proyecto y las condiciones de trasladarme a jugar a Tenerife. Entre ellas estaba trabajar en un centro deportivo además de ser jugadora. Una de las cosas que me atraía era que tendría la suerte de vivir en la misma ciudad en la que mi hermano entrenaba como jugador de Voley Playa e incluso mi familia pasaba aquí en ocasiones 2 y 3 meses de vacaciones. Además, la ciudad de Tenerife siempre me llamó la atención, así como el juego que venía desarrollando el equipo de Toni Ayala.

    Desde su ascenso a la Primera División, ha sido un equipo revelación, ¿cómo definirías a esta plantilla? ¿Qué crees que ha hecho que el Granadilla esté siempre en buenos puestos? ¿Qué destacas del equipo?

    Este equipo es pura alegría. La forma de ver este deporte de cada una de las jugadoras de esta plantilla, así como del cuerpo técnico, como de la propia afición, ha hecho que pueda estar dónde está y mantenerse dónde se mantiene. Disfrutar con lo que se hace, hacerlo con amor y alegría, es la clave del éxito de este equipo.

    Tuvisteis un inicio complicado con el susto de Toni Ayala, ¿cómo afectó esto a la plantilla?

    Fue un golpe muy duro. A medida que se desarrollaban las semanas era cuando eras más consciente de lo que había ocurrido. Al principio estábamos en shock, no parecía real, era como si en cualquier momento Toni iba a volver, pero no, no en ese momento.

    El equipo se unió aún más todavía y tuvo que sacar fuerzas por él. Sabíamos que él así lo deseaba.

    Ahora Toni ha vuelto, no puede estar en los entrenos dirigiendo, en los partidos como entrenador, pero sabemos que sí está. Que sigue todos nuestros pasos, sigue dando consejos y ordenes como el buen Míster que es y estamos muy contentas con su evolución.

    Cada año la Liga Iberdrola es más complicada y está todo más igualado, ¿qué equipo te ha sorprendido para bien? ¿Y de cuál esperabas más? ¿Qué campo y afición destacarías, además de la vuestra?

    Lo que me ha sorprendido ha sido la liga en general. Ha sido una liga muy disputada en todas sus fases, en la lucha por el título, en la lucha por los puestos y en la lucha por no descender.

    Hay muchos equipos que han competido muy bien, entre ellos, la Real Sociedad metiéndose en la final de la copa incluso y quedando en una muy buena posición en la liga. De los equipos de los que se esperaban más quizás por el desembolso en presupuesto que han realizado ha sido el Levante.

    Obviamente nosotras tenemos una gran afición que disfruta de este deporte con la misma filosofía que lo hacemos nosotras y eso nos encanta. Destaco además, la afición del Betis, las siguen a cualquier lado y se vuelcan mucho con ellas. Y por último, como no, la afición del Athletic. Son arraigados y fiel a lo suyo y así lo demuestran.

    FOTO decida por la jugadora Patri Gavira
    Esta temporada se han abierto grandes estadios, entre ellos el Heliodoro Rodríguez López, ¿Qué puede significar esto para el fútbol femenino? ¿Cómo ha sido jugar en un estadio de Primera?

    La calidad del juego cambia mucho. El terreno de juego hace que el ritmo del partido aumente. Yo personalmente disfruté mucho en los dos partidos que se disputaron en el Heliodoro, es un gran estadio y podré contar que disfrute de su césped en mis años como futbolista. Cada vez son más los estadios que se abren para partidos femeninos, ojalá y en unos años esto no sea una novedad sino un habitual.

    Puedes jugar en diferentes posiciones, mediocentro, centra... ¿Dónde te sientes más cómoda? ¿Qué virtudes y defectos destacas en tu juego?

    Actualmente estoy como Central y es en una posición a la que me he adaptado y acostumbrado, estando bastante cómoda ahí.

    Seguramente sean más los defectos que las virtudes, pero aquí lo importante es cubrir esos defectos con casta coraje y pasión. Entre mis virtudes que considero más importantes: soy competitiva, trabajo por y para el equipo e intento superarme a mí misma cada vez un poquito más para el bien común del equipo. Entre mis defectos: lenta, impulsiva, cabezona, podría seguir pero preferiría que los demás equipos sean los que realicen el análisis individual jejeje

    El avance del fútbol femenino parece imparable, ¿qué falta para que acabe de tener el reconocimiento que merece? ¿Qué cambios estás notando?

    En primer lugar que todos pensemos en el bien común de los profesionales de este deporte y para ello, los clubes tendrían que llegar a un acuerdo para que de una vez se establezca el convenio colectivo que tanto necesitamos para poder cumplir con unos derechos mínimos.

    Es cierto que cada vez tenemos más repercusión mediática. Los medios de comunicación están haciendo que cada vez se nos vea más, pero sigo pensando que haría falta partir de unos derechos mínimos que se conseguirán cuando se cree ese convenio colectivo por el que todas estamos luchando.

    Vamos a la parte un poco más personal. En algún momento compaginabas trabajo y estudios con fútbol, ¿cómo lo hacías?

    Desde que me inicié con 21 años en Málaga he compaginado, estudios, trabajo y fútbol y si una cosa he tenido clara, es que ha ido en ese orden. Esos años atrás tenías que tener claro que el fútbol te permitiría sobrevivir pero no vivir, de manera que sabía que para entonces el fútbol era un hobbie del cuál sacaría todo el partido que pudiera, pero que no sería lo que me solucionaría mi futuro. Actualmente, están cambiando las cosas, pero animaría a las chicas a no pensar sólo en el fútbol como un futuro único.

    Llevas el deporte en las venas, de eso no cabe duda. Los 2 hermanos en la élite del deporte aunque en diferentes ámbitos. 

    Sí, así es. Nuestros padres de joven también han estado ligados siempre al deporte. Hemos tenido mucha suerte de que ellos siempre nos apoyaran para realizar aquello que nos ha apasionado.
    Considero a mi hermano un gran profesional, pero poco reconocido por desarrollar su trabajo en un deporte minoritario. Él lo sabe pero disfruta y ama lo que hace igualmente

    FOTO cedida por la jugadora Patri Gavira
    ¿Cómo te ves de aquí a unos años?

    Pues me encantaría verme como profesora, de ahí que esté estudiando las oposiciones y actualmente esté en bolsa de maestro tanto en Andalucía como en Canarias y por las tardes ejerciendo como preparadora física de un equipo de Fútbol o incluso de Voley.

    Por último, ¿qué le dirías al equipo de YOsiSEdeFutFem?

    Gracias. Gracias por el tiempo que nos dedican. Con vuestro trabajo se ve reflejado el nuestro y eso es de agradecer. Cada vez son más las niñas que sueñan con fútbol y practican este deporte y esto se ve reflejado en el número de fichas federativas que tenemos ya y en el tiempo y espacio que los medios de comunicación como ustedes nos dedican.

    Espero y deseo que sigan así y sigan dando a conocer nuestro trabajo
    Susana Pérez Proaño

    Aportando mi granito de arena al #FutFem en @YOsiSEdeFutFem .Apoyando Siempre Al Athletic Femenino, Muy Orgullosa de ellas!! #23 ;)

    Lee mis artículos en: YoSíSéDeFútbol: Tu Blog de Fútbol.

    • Blogger Comments
    • Facebook Comments
    Item Reviewed: Patri Gavira: "Disfrutar con lo que se hace,es la clave del éxito de este equipo." Rating: 5 Reviewed By: Susana Pérez Proaño
    Scroll to Top